Cáncer del ano

El cáncer del ano es un tumor, generalmente maligno, situado en el extremo del tracto gastrointestinal. Las personas en las que existe el riesgo son sobre todo las en cuya familia había una persona que sufría de esta enfermedad, así como las que practican el sexo anal sin condón.

Características del cáncer del ano

Como ya se ha mencionado, el cáncer del ano es un tumor maligno, que puede localizarse en los bordes o en el canal del intestino grueso. En las estadísticas médicas polacas, entre las mujeres se clasifica séptimo entre los cánceres malignos y sexto entre los hombres. Lo padecen generalmente personas de más de 50 años de edad.

Cabe destacar aquí que no debe confundirse el cáncer anal con el cáncer rectal, porque son dos secciones completamente diferentes del sistema digestivo.

¿Qué influye en la formación del cáncer de ano?

No se han examinado precisamente las causas del cáncer del ano, pero se han indicado los factores que aumentan el riesgo de que se forme. En primer lugar, es una enfermedad en gran medida determinada por genes. Las enfermedades genéticas que aumentan el riesgo del cáncer del ano incluyen la poliposis adenomatosa familiar, síndrome de Lynch o el de Gardner.
Además, como se ha mencionado antes, aumenta el riesgo el sexo anal que favorece la infección por el HPV (virus del papiloma humano), el cual promueve la formación de tumores.
Los factores de riesgo incluyen también el tabaquismo, la obesidad y mala alimentación rica en grasas, alcohol y carne roja y pobre en verduras y frutas.

Síntomas del cáncer del ano

En la primera fase el cáncer del ano es generalmente asintomático. En las etapas avanzadas de la enfermedad pueden ocurrir síntomas tales como:

  • Sangrado
  • Diarreao estreñimiento
  • Sensación deevacuación incompleta
  • Dolor abdominal yperineal
  • Pueden aparecer calambres intestinos

 

Sin embargo, los síntomas antes mencionados no son necesariamente indicativos de la aparición del cáncer, porque los mismos síntomas dan las hemorroides que son molestas pero no peligrosas. De todas formas, si hay dolor abdominal o la naturaleza de evacuaciones es variable, debe consultar con su médico, porque sucede que las hemorroides y cáncer del ano coexisten.

Un médico, examinando a un paciente con el fin de diagnósticar el cáncer del ano, realiza proctología, es decir examina el ano con un dedo. Cuando encuentra un cambio en la forma de nódulos, dirige al paciente a los exámenes complementarios, que incluyen la rectoscopia y colonoscopia con tomar un segmento. Ese segmento luego se envía para examen histopatológico. Sin embargo, la CRM se considera la prueba más precisa.

La metástasis más común del cáncer anal es la a los ganglios linfáticos perianales. A veces ocurren también metástasis distantes, más a menudo al hígado o los pulmones, pero ésos sólo se producen en el 15% de los pacientes.

Tratamiento del cáncer del ano

Un método de eliminación del cáncel es la extirpación del ano. En la medicina moderna, se realizan tres tipos de ese tratamiento, es decir, la extirpación local, dejando el esfínter anal, y la resección abdomino-perineal, que requiere el ano artificial. Este último método consiste en sacar el intestino grueso fuera y colocar la bolsa de ostomía, donde se excreta contenido intestinal. El método lo elige el médico, dependiendo del tamaño del tumor, su distancia desde el margen anal, y la profundidad del infiltrado.

A los pacientes que están en una etapa avanzada de la enfermedad, antes de la intervención quirúrgica por lo general se les aplica la radiación, con el fin de destruir el foco tumoral. Después de la cirugía reciben quimioterapia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *